En 2014 la federación de Triatlón de los EUA (USAT) comenzó el camino rumbo a convertir el triatlón femenil en un “NCAA championship-sponsored sport” y están muy cerca de lograrlo.

Para quienes conocen el deporte universitario de los EUA y la NCAA en específico entenderán que el impacto de esta iniciativa puede ser profundo ya que los recursos humanos y económicos con los que contarán estos programas universitarios no tendrían comparación con los recursos de cualquier federación alrededor del mundo podrían contar.

Esto podría generar mucho más interés comercial por el deporte, patrocinios y desarrollo de la industria así como oportunidades de estudio y entrenamiento de primer nivel para triatletas alrededor del mundo.

Estos movimientos institucionales son muy complejos de realizar y si bien el movimiento se comenzó a notar en 2014, debió existir mucho trabajo previo para llegar a ese punto.

La visión de largo plazo de los líderes, federativos y empresarios en conjunto es importante para lograr proyectos ambiciosos como este. En el caso de los Estados Unidos las mujeres triatletas pronto podrán disfrutar de los frutos de estos esfuerzos.

Entra aquí para ver la nota original.

Roman Olivera
FacebookTwitterPinterestGoogle +Stumbleupon