Seguramente te ha pasado que a media temporada o en un bloque de entrenamiento donde las cosas están saliendo bien te dio gripa o alguna otra enfermedad. O bien sufriste alguna lesión y no quieres dejar de entrenar porque te da miedo perder todo lo ganado. Crees que si pones pausa a tu entrenamiento todo estará perdido y prefieres continuar.  En este video, Román  nos explica por qué es bueno dejar descansar a tu cuerpo cuando sufres algún inconveniente como este.

“Les da miedo, les da pavor perder esa preparación, esa forma, esa condición que han ganado en este tiempo por darle tiempo al cuerpo de recuperarse” 

Tema relacionado: ¿Son Inevitables las Lesiones en los Corredores Aficionados?

FacebookTwitterPinterestGoogle +Stumbleupon